La constante se asusta cuando ve llegar a la derivada, se ve amenazada, no quiere que la anule. Pero ahí llega la exponencial de base e, cual superhéroe matemático, para salvarla de ese cruel final. Pero el destino les depara una sorpresa que no olvidarán…

No sabéis lo que me he reído cuando la he visto.


Vía @urko, que lo puso en su Tumblr después de verlo en ctrlmas que a su vez lo vio en porlaudec.


Print Friendly, PDF & Email